Inicio

Ulcera Varicosa en Pie Diabético

En nuestro país se dispone de un centro especializado en tratamiento de úlceras varicosas, que emplea piel cultivada o implantes de piel, logrando en forma ambulatoria, la pronta desaparición del dolor y su cicatrización, reintegrando al paciente rápidamente a sus tareas. El uso de piel cultivada, y los implantes de piel, cnstituyen, métodos de avanzada en el tratamiento actual de la úlcera varicosa.

Esta lesión es consecuencia de una enfermedad venosa crónica, con alteración de su microcirculación, cuya localización preferencial es en el tercio inferior de las piernas, frecuentemente muy dolorosas y con compromiso, en algunos casos, de tejidos profundos. La lesión del pie diabético es consecuencia de una alteración circulatoria: la microangiopatía diabética, que requiere de rápido tratamieno, para evitar complicaciones mayores.

El método para utilizar piel cultivada, consiste en extraer, en forma ambulatoria un trozo de piel de 1 cm. que colocada en un medio especial, se traslada a un laboratorio, donde los queratinocitos (células de la piel), se siembran sobre una placa biológica de ácido hialurónico esterificado, y luego de 15 días, se pueden aplicar sobre la lesión granulante y libre de infección, al igual que los implantes de piel, logrando inmediatamente la desaparición del dolor, permitiendo completar la cicatrización en pocas semanas. Estos métodos permiten acortar el tiempo de tratamiento, reinsertando al paciente a su actividad habitual, en el más breve plazo, mejorando así, notablemente su calidad de vida.

 

Camara Hiperbárica del Valle